viernes, 8 de mayo de 2015

Limpieza con toalla, un clásico que no pasa de moda.


Quienes siguen el blog saben de mi insistencia con el tema de la limpieza, la parte más importante de la rutina junto con la protección solar. Sin una buena y exhaustiva  limpieza, ningún producto va a funcionar. Hay muchas formas de remover la suciedad del rostro (cuello y escote incluídos), varias de ellas se las fui contando en el blog y pueden leerlas clickeando en las etiquetas Limpieza y Doble Limpieza. Hoy les voy a contar sobre un método muy común en Japón y en el mundo entero: la limpieza con toalla.

Muy popular en Japón, la limpieza usando una toalla es casi religión por esos lares. Por allá usan un paño llamado tenugui, generalmente de algodón, pero también encontramos versiones más occidentalizadas que tienen un 60% de nylon y 40% de polyester o muselina en su versión más suave. El uso de una toalla en la limpieza busca estimular la circulación del rostro (y cuerpo, porque no sólo lo usan para la cara), exfoliar y pulir. 

Este tipo de limpieza es para realizar el primer paso del Método Lancer del que les hablé hace unas semanas, Polish. La toalla en la limpieza va a usarse en la rutina nocturna. Primero se desmaquilla y luego se aplica una leche limpiadora/gel/cold cream/aceite. El producto que se use en segundo paso tiene que ser masajeado y luego se usa la toalla para retirarlo. Los pasos serían:

Aplico el producto, masajeo durante unos minutos, mojo la toalla en agua tibia, retiro el exceso de agua de la toalla y con una leve presión sobre el rostro, retiro la limpiadora. Luego se vuelve a enjuagar la toalla y se repite la operación otra vez.

Es importante tener en cuenta:
  • No froten muy fuerte para retirar la limpiadora, estamos hablando de la cara, no de un piso.
  • Pueden usar las babitas de los bebés (yo tiré las de mis hijos, estaban fabulosas...)
  • Las toallitas limpiadoras que se venden en los supermercados no son lo mismo, evitenme el disgusto.


Es importante que la toalla que se use para esta limpieza se cambie todos los días porque albergan bacterias que pueden generar infecciones. Si, sé que es un torro tener que cambiarla, pero es lo más higiénico. Si les pido que tengan 7 toallas de rostro me van a tirar tomatazos, eso sería lo ideal pero no lo mejor en un país en crisis. Lo mejor es lavarla seguido, así que  uds. verán, quizás con 3 toallas se arreglan. Y traten de buscar las toallas más baratas, que al fin y al cabo, son un poco más abrasivas. Hay una marca muy cara y famosa, Tatcha, que se inspira en el cuidado de la piel de las Geishas, que tiene en su eshop unas toallas de seda para realizar este tipo de limpieza, así que también pueden recurrir a ese material.

Vengo usando mis toallas (tengo 4) desde hace varias semanas. Como sabrán, mi rutina es bien dinámica, así que cambia según el estado de mi piel, pero puedo usar varios tipos de limpiadoras y siempre retirarlas con toalla. Es una microexfoliación mucho más liviana que la que logro usando el cepillo y ni que hablar de un scrub. Es un método más lento que otros, pero vale la pena intentarlo.

¿alguien se une a la limpieza con toalla?

9 comentarios:

  1. Es un buen tip, yo solo utilizaba este método para cuando realizaba la limpieza con aceites, igual tengo 3 toallas, que son bien pequeñas y mismo, que por su tamaño se pueden lavar en el mismo lavatorio de manos, las tengo exclusivamente para mi rostro, para no utilizar otras toallas del baño por el tema de las bacterias y demás, creo que soy bastante obsesiva ahora puedo justificarlo mostrando tu post jajaja!

    ResponderEliminar
  2. hola Vero, por supuesto que me uno... el otro dia en otro post mencionabas que podiamos usar una remera de algodon y es lo que estaba aplicando, pero veremos si busco una toalla apta porque me imagino que la remera no tendra ese efecto de micro abrasion que tienen las toallas. Genia, gracias y buen finde!!!

    ResponderEliminar
  3. Lo uso, pero no seguido, ahora voy entendiendo lo de tener un rutina mas ordenada, ja. Las uso como Noe para limpiar el aceite, pero corte una toalla vieja en varias chiquitas, mas practico para mi.

    ResponderEliminar
  4. Para mi es importante que la toalla sea suave!
    Besos

    ResponderEliminar
  5. Estaba buscando algo de esto en el país. El dato de Tatcha esta buenisimo, pero no llega acá y por lo que veo tambien es caro. Si compraramos tela del once?

    ResponderEliminar
  6. FRUTI...Consulta. .. después de las limpieza con aceite. . Va con el jabón synde? BESO!

    ResponderEliminar
  7. La verdad, no me parece tan caro. Cortás una toalla viejita en varias toallitas y listo. (che, se me está notando lo pobre...)

    ResponderEliminar
  8. Hola Fruti! Siempre te leo pero esta es la primera vez que escribo.

    Mi abuela es de origen japonés y pensé que esto de la toalla era un invento raro de ella. En vez de regalarme medias, me regalaba estas toallas y medio que me emocionaba saber que pronto iban a renovarme la toalla jaja.
    Me acuerdo que eran de una textura mucho más suave que la de manos, además de tener estampados geniales.
    Mi rutina era: después del uso de limpieza que describís, la mojaba con agua caliente y la dejaba sobre la cara unos minutos. Por último, secaba y aplicaba alguna crema (si, me aplicaba crema hidratante desde los 8/9 años porque me habían inculcado la limpieza nocturna -tuve mis momentos de negación jaja- y OR-GU-LLO-SA lo hacía cada noche).
    Un beso!

    ResponderEliminar
  9. Con lo que gastamos en cremas, creo que podemos invertir en 7 toallas de rostro o cortar una grande.
    Hoy mismo lo pruebo Fruti, lo haba leído, pero nunca lo use.
    Tengo toallas de rostro porque después de toda limpieza y antes del tratamiento nocturno, me gusta lavar la cara con agua fría y secar.
    También soy obsesiva con el tema toallas, entre otras, ya me veo mañana en la blanqueria. jaja

    ResponderEliminar

¡Las leo!

© get glam or die trying Maira Gall.