SLIDER

Del castaño oscuro al gris: una historia de decoloración.



Un día me tenté con tener el pelo de color gris. Ya había pasado por el rosa, verde, violeta... y siempre quise el gris, así que ya era hora. Esta es la historia del cambio de color.

Aclaremos: la decoloración no un juego. Es un proceso muy agresivo para el pelo, que lo debilita, afina y hasta destruye (no me hagan acordar... bueno, si, acá se los dejo). El decolorante abre la cutícula del pelo y barre con la melanina. Al cambiar el color, cambia la estructura. Cuanto oscuro tengamos el pelo y más blanco o claro lo queramos, más agresivo es el proceso. El problema es que, para muchos colores fantasía, más pigmento hay que sacar para que quede bien. En el caso del gris, si queda un poco de amarillo en el pelo, el color queda verdoso.

Antes de la decoloración.

Lo mejor es estar preparadxs. Lo ideal es que unos meses antes dejen de realizarse algunos procesos químicos: no más alisado, no más permanente. Traten de evitar el uso de planchas, secadores o usen muchos protectores de calor.

Como durante la decoloración el cabello va a perder proteínas, lo mejor es aportarle nutrientes antes del proceso, para que esté fuerte. Un mes antes del primer proceso, me realicé 1 o 2 mascarillas por semana:

  •  Nutrifier y ProLonger de L'Oréal Pro. 
  • También pueden aplicar aceite de coco en las puntas, dejar durante 15 minutos y después lavar.

Si van a decolorar desde raíz, el día del proceso se recomienda ir a la peluquería con el pelo sucio. El sebo del cuero cabelludo va a protegerlo durante el proceso. En el caso de las mechas o balayage no es tan necesario, es mejor el tip de hacerse mascarillas, aunque sea con aceite de coco.

Al ser  muy agresivo el proceso para pasar del castaño oscuro al rubio casi blanco, quizás necesiten dos decoloraciones. Y según el especialista, quizás tengan que hacerlo en dos sesiones, porque no se puede forzar tanto la fibra.

Yo opté por ir de a poco; como mi idea era llevar todo el pelo a gris y era un cambio rotundo y agresivo para el pelo, decidí hacerme unas mechas, lo más claras posible, para poder testear si me sentía cómoda con el color. 




Tanto en la decoloración total como en el balayage, sepan que es probable que las puntas queden en mal estado y seguramente tengan que cortar un poco. Yo por eso decidí dejar crecer el pelo un poco más de lo que estoy acostumbrada, solo por las dudas.

Una vez decoloramos, el tratamiento del pelo es mucho más importante. Vamos a tener que cuidar el pelo mucho más de lo que solíamos hacer. Porque si, teñirse el pelo es algo que lleva mucho trabajo. Si no están dispuestas a ocuparse y mimar (o mimarse), mejor dejarlo ahi, porque se viene un pelo de escoba hermoso.

Primero me hice unas mechas en una peluquería y con tintura normal. El pelo no quedo mal, pero cuando fui una segunda decoloración, decidí ir por un balayage y la hice con INOA, una tintura sin amoníaco a base de aceites que cuida y protege el pelo. La fibra queda más protegida, y coloración tras coloración, mejora.

Aún usando INOA, entre decoloración y decoloración (porque no logré el blanco total), la reparación del pelo es esencial: 

  •  Lavé casi siempre con shampoo nutritivo (otra vez Nutrifier de L'Oréal Pro), pero también existe la opción de Glycerol, sin siliconas.
  • Me hice 2 mascarillas por semana, alternando Lipidum de L'oreal Pro, Bomba de vitaminas de Skala y la línea Repair Force de Hairssime. 
  • También volví a las mascarillas de aceite de coco.
  • Colocar siliconas en las puntas: Nutri Advance de Hairssime, Lipidum y Vitamino Color de  L'Oréal Pro. Más económico tenemos las opción L'oreal Cicarenov.
  • Como acondicionador, alterné Smartbond, que es excelente para cabellos decolorados y ProFiber re construct.
  • Para brillo, me encanta el spray Johnson's Gotas de brillo, sin siliconas y con aceite de árgan.
  • Como el color rubio se oxida y vira al amarillo, es posible que nuestro color cambie. Una vez por semana, laven con el shampoo Silver o con la opción Cool Blonde de L'Oréal Pro. También pueden comprar el Power Mix Shot Cool Blonde para aplicar en alguna mascarilla, que es una ampolla de color violeta que además tiene activos nutritivos. El shampooo Silver es una opción que está pensada para canas amarillentas, no para rubios, es por eso que puede resecar y no es lo mejor para el pelo decolorado. Es mejor la opción Cool Blonde.
  • Otro protector de color, que además aporta brillo, reduce el frizz, protege la fibra, nutre, es protector de calor, entre otros es el Suero 10 en 1 de L'Oréal Professionnel. Yo tengo las dos opciones disponibles, la Vitamino Color y la de Absolut Repair, más nutritivo y para cabello seco. Lo colocan sobre el pelo húmedo, después del lavado. Son ultra livianos y no dejan sensación pesada.
  • Klorane y su Aceite Protector Capilar Ylang Ylang tiene filtros solares, para evitar que el pelo se decolore por los rayos solares y también lo protege del cloro y sal de mar.



Además de todos estos productos, también hay otros cuidados para tener en cuenta:
 
  • Realizar un corte de puntas cada 6 semanas o menos
  • Algun tratamiento en salón, donde apliquen productos especiales para cerrar las cutículas y reparar el pelo en profundidad.
  • Algunos baño de color para revivir el tono.
  • Una vez cada 15 días, en el salón, hacer un tratamiento Vitamino Color de L'Oréal Pro, donde aplican un baño ácido que sella las cutículas, aporta un brillo increíble, suavidad de otro planeta y docilidad única.
Todavia no llegué al color blanco del pelo para poder teñir mi pelo de gris. Si en estos momentos llego a poner la tintura, mi pelo puede quedar gris verdoso, asi que prefiero esperar y teñirme de lila para ir sacando el amarillo de a poco.

Así que por ahora, la historia continúa. Estos son los productos que usé y recomiendo, tengo la suerte de trabajar con L'Oréal Professionnel y tener productos de la marca a mi alcance, pero el resto de productos que probé también los super recomiendo. No es que si uds se decoloran van a tener que usar tantas opciones, es que me gusta probar y presentar opciones.

Lxs mantengo informadxs...


4 comentarios

  1. Muchísimo lío. Por qué no optaste por arrastres de color como Nouvelle que no machacan el pelo y puedes hacer más de uno en un día.
    Yo quiero tener el pelo de mi color y no sé qué hacer para acelerar el proceso.No quiero volver a teñirme.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Fui a varios lugares y nunca me lo propusieron. Ahora googleo!

      Eliminar
  2. Aplaudo que te animes, pero no es para cualquier bolsillo si se quiere estar impecable. Solo una vez me hice un tono fantasía (fucsia), a los pocos días viró a un naranja y me teñí toda ddcastaño oscuro, pero donde habían estado las mechas se me aclaraba mucho con los lavados, así que por pereza y pobreza no me hice más nada muy jugado

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Es verdad. Necesita mucha dedicación y muy seguido. No me molesta hacerlo, pero sé que no todo el mundo lo haría.

      Eliminar

¡Las leo!

© Get Glam Or Die Trying • Theme by Maira G.